Compromiso


Cuando te das cuenta que quieres pasar el resto de tu vida con una persona, quieres que el resto de tu vida empiece lo antes posible” – Billy Crystal

Manuela miró a Eduardo, que le devolvía la mirada con emoción.

Blanca y radiante, sostenía fuerte su mano, en la que relucía el anillo nuevo.

Ella tomó la palabra y pronunció las siguientes palabras, frente a una atónita audiencia:

-“Quiero que me dejes en el momento que empieces a pensar en otra mina. Quiero que no te importe cómo pueda sentirme de herida o de triste. Que te vayas de mi lado y no sientas remordimientos

En el día de su casamiento, Eduardo no aseguró que eso no iba a pasarle, sino más bien suplicó:

– “El día que no te despiertes amándome como hasta ahora, el día que amanezcas y yo ya no te importe, aquella hora nefasta en donde te de vergüenza o dejes de respetarme, ese día dejame, dejame, dejame…”

Hubo un silencio, entonces, que solo fue interrumpido, minutos después, por un estrepitoso aplauso.

Aplaudían jóvenes y viejos, cursis y duros, liberales y pacatos.

Las manos nos dolían de tanto aplaudir.

Anuncios

13 comentarios

Archivado bajo encontrando el camino

13 Respuestas a “Compromiso

  1. Dyn

    no me van a creer , pero exactamente eso digo yo cuando me pongo de novio , aunque soy mas tragico ” no me tengas piedad, porque yo no la voy a tener con vos ” Las grandes mentiras, empiezan con una pequeña mentira piadosa, para sostener una relacion que ya no es tal, por miedo a lastimar al otro, sin saber que es un callejon sin salida y a futuro sera peor.

  2. Martin

    Promesas cursi hace cualquiera. Pero cuando las papas queman, la pretendida sinceridad muta miserablemente hacia formas variadas de mentira, reproche, excusas y negaciones varias. Se bien de un caso, en una boda escuche unos veinte minutos de votos matrimoniales, con toda la sanata habitual que va desde “te elegi por tu candor” hasta “me enamore de tu forma de ensuciar el bidet” . Hoy día uno de ellos cambia de amantes de tanto en tanto, no le dice nada al otro, viviendo en una concatenación de miserias ocultadas.
    Ah si, soy un descreído.

  3. lau

    por que se borraron mis comentarios? :(

  4. lau

    Ah,,, ya aparecieron. Lo que pasa es que los ví publicados y cuando volví a entrar ya no estaban más. Pensé que me los habías censurado, jeje.

    Todo bien, ahora volvieron. Debe haber sido alguna locura de WordPress :)

    Beso!!

  5. Moni

    Yo tambien soy una descreida, porque lamentablemente “LAS PALABRAS SE LAS LLEVA EL VIENTO”, ojo… no desesperanzada!

  6. Veruuuuu!
    Aca estoy, no me fui!
    Saludos

  7. Janet

    Estoy en la oficina, y debo confesar que lloré un poquito al leer este post.
    Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s